Romanticismo en verano. Leer en vacaciones

Pues sí, parece que en verano tenemos más tiempo para leer. A veces, los libros se suceden y el bolsillo sufre porque compramos un montón. Por eso me ha parecido que si cuestan poco, es más fácil hacerse con ellos ¿no?


Tumbarse a la sombra, junto al mar y con una lectura agradable, puede ser un buen plan.

Podéis encontrar

TERRITORIO PROHIBIDO AQUÍ

EL ÚLTIMO CARNAVAL AQUI